IMG_3846

LA SOMBRA DEL GRAJO + ADESTONO. SALA HEBE. MADRID

Día 18 de octubre, un sábado, con un tiempo bastante aceptable para ser otoño, y unas ganas enormes de ver a Adestono y a la Sombra del Grajo. Algo más tarde de lo que anunciaban, salían IMG_3676a escena los chicos de Torrejón. Menudo disparo de R&R para empezar, ‘Carroñeros´, hizo que los más despistados, que seguían fuera fumando y hablando entraran. Con todo el personal dentro, tarareamos `Entre Espada Y Pared. Este no era un concierto cualquiera para Adestono. Era uno de los conciertos más significativos. Era el momento de decir adiós a uno de los componentes. Era tiempo de infinitas palabras y gestos de alabanza. Era un momento para emociones. Uno de los componentes más queridos del grupo, se marchaba, dejaba la banda por motivos personales. Se me encogía el pecho al verlo, subido, cual guerrero, pues lo es, dando lo mejor de sí, sin derramar otras gotas que no fueran de sudor, nada de lagrimas. Solo fuerza, sonrisas y muchos dídimos sin duda alguna. Un bajista excepcional, que volvió a demostrar con canciones como `Lluvia De Abril’ o `A las 10 y 10´, el porqué ha estado, desde el principio, en uno de los grupos con más tirada de Madrid. Sus movimientos, su garra con el bajo, los movimientos, y todo sin perder la sonrisa, y todo sin dejar de agradecer cada palabra. Se va un grande, se va Tomas Oñoro Mora “Tomasín”. Pero como bien dijeron sus compañeros, para él siempre va haber sitio, siempre habrá hueco. Más que una despedida, parecía una fiesta totalmente dedicada a él, sin duda alguna, mencionar la labor que hace Aleka al frente, un buen vocalista, el cual desde que le viera ha mejorado mucho, como todos sus compañeros.  Al principio, no le escuchaba muy bien, pero le subieron el volumen del micrófono lo justo para poder escucharlo. Es un poeta, pero no un poeta como los normales, un poeta de Riofrio, donde la ilusión se mascaba en sus ojos al cantar, donde las sonrisas salían de sus cuerdas vocales en forma de palabras, donde oírle cantar, es puro sentimiento. Es como esas semillas que plantas en el bosque y dejas que crezcan y broten. Las cuerdas finas estuvieron muy bien, haciendo juegos de manos, y repartiéndose solos entre las canciones, algún fallo sin importancia tuvieron, pero nada que no supieran solucionar. El batería muy entregado, y pendiente de tocar, atender al público, y no dejar de asombrarnos. La que mejor me supo sin duda alguna, es escuchar esa melodía sumando a la lirica de `Cascabel´, creo que fue el culmen. Los asistentes pidieron `Comandante Alcolea´, y la tuvieron. Para finalizar su maestría, nos deleitaron con `Un Pilar En Pie´. El público no debaja de animar y alabar a todos, en especial a IMG_3911Tomasin”, que al terminar el evento, le cogieron entre el público a hombros, mas sus compañeros le regalaron un cuadro con una bonita estampa suya. Tras un descansito que nos venía muy bien a todos, para salir a charlar, fumar, y ese tipo de vicios, los de Málaga pisaban suelo de escenario madrileño. Poca gente la verdad, para las primeras canciones, pero claro, luego no había un solo espacio para pasar. El  novel grupo malagueño de rock, La Sombra Del Grajo, empezaba muy tímido. El buen rollo se notaba muy presente, el vocalista con mucho desparpajo nos iba aglutinando más cerca del escenario, quedando también, ese vacío vergonzoso (que es a pie de escenario), lleno. A medida que pasaban coplillas como `Agarrado Al Mástil´ o `Rutina´, podíamos ver que la vergüenza iba menguando en ellos, bajista y guitarrista, se movían parar ir uno al otro, y tocar al compas de las canciones. Ezequiel, el vocalista de la banda, no tenía la vergüenza en ningún momento, era todo luz para las de sonrisas que fijaban sus valientes ojos en el escenario. El batería estaba muy serio, dase a su concentración por tocar, o por su nervio traicionero en alguna ocasión. Este grupo en el disco, no me gustaron mucho, pensaba que no podrían llegar lejos, pero al verles en directo, al verles en directo me cambio la perspectiva. Los sonidos, son más potentes y dejan escapar cosas nuevas. Claro que, en el disco es distinto, me explico. Han remaquetizado los temas para darle nuevos aires más personales, y con mucho más sabor a los acordes. Pero lo innegable, es lo de las cuerdas vocales de Ezequiel, fue el que más me sorprendió, ya que lo que me parecía que era un cantante con poca tersura, resulto ser un cantante con mucho brillo. `Hora De Brujas´ es mi favorita de las que tiene este conjunto, fue impactante ver que saben defender un directo como los que más. Luego vendrían `Si Algún Día La Ves´ o `A La Deriva´. El más adolescente de todos, el guitarrista pese a su juventud no dejo títere con cabeza, algunos fallos por los nervios que le jugaron mala pasada, pero sin duda, una promesa que se está puliendo poco a poco. El batería, con sonrisas en su rostro, hacia coros, algo nuevo para el que supo mantener hasta el final. Como detalle con el gran público que asistió, regalaron camisetas del grupo. Muy molonas. Y al que pude notar con muchas tablas, al que pude ver con mucha actitud encima de mi cámara fotográfica, fue el monumental Joshua, quien no dejaba de mover la cabeza, dar saltos, y estar pendiente de todos los detalles de esos momentos. Más actitud metalera que rockera, al principio estaba tímido pero aun así, su semblante era brutal. De sorpresas estaba llena la noche, y entre ellas, fueron dos colaboraciones de amigos de los grajos, un artista llamado Uge, presento e hizo coros, otro muchacho, con una edad más temprana, deleito con unos acordes a las cuerdas. Por si esto os parece poco, nos presentaron nuevos temas, en los que destaca la mención a `Madre´, una delicada sonora con muchísimo sentimiento. Como habéis podido observar, fue una noche épica, llena de promesas cumplidas y promesas que cumplir.

TEXTO E IMÁGENES: CAPERUCITA ROCK  

4 comments

  1. Miguel Angel Cuevas 22 October, 2014 at 13:24

    AMEN A TODO, solo una cosa, el muchacho de la guitarra (16 añitos) se llama IVAN CUEVAS, y os recomiendo que no le perdáis de vista……. va a dar muchísimo a este rock nacional.

Leave a reply